El enorme violín flotante de Venecia

El escultor italiano Livio de Marchi ha creado un barco en forma de violín gigante que fue puesto a flote el pasado mes de julio. Durante la presentación de la escultura, la violonchelista Tiziana Gasparotto interpretó la Suite n.º 1 de Bach sentada sobre el enorme violín flotante.

Livio Marchi nació en Venecia donde, todavía siendo un niño, trabajó en la tradicional escultura ornamental veneciana en un taller de artesanía. Mientras tanto estudió arte y dibujo en la Accademia di Belle Arti de Venecia. Su actividad comienza allí, mostrando a la vez una asombrosa habilidad para moldear materiales.

Su sensibilidad irónica para moldear el material lo llevó a crear esculturas que guardan la perfección del detalle, así como la espontaneidad y la esencia. Durante su evolución artística trabajó primero en mármol, luego en bronce y finalmente en madera, que siempre ha sido su material favorito.

Esta creación llamada ‘Violín de Noé’, marca la última creación del escultor veneciano conocido por sus obras de arte flotantes en madera, algunas de las cuales incluyen un sombrero de papel, un zapato de tacón alto y un ferrari F50. El proyecto cuenta con el apoyo del Consorcio de Desarrollo de Venecia, que claramente quiere celebrar la conexión histórica de su ciudad con la música.

El Violín de Noé comenzará a surcar oficialmente los canales de Venecia a partir de mañana, día 18 de septiembre. Varios músicos del Conservatorio Benedetto Marcello interpretarán obras de violín de Vivaldi, el compositor más famoso de la ciudad.